La Corona Negra

Parte III

La oscuridad evoca traición,

La serenidad es un campo de verdad,

En el se encuentra un hombre de negro,

Y la mujer de los lirios negros,

Que envuelta en su profundo vestido rojo

nadie nota la sangre que brota de sus ojos.

 

El dios de la muerte brinda castigo,

Llámalo por su nombre y estará contigo,

Aghsrai, Aghsrai, tenemos una ofrenda

Un corazón latente y sangre fresca

Envía tus lirios negros para la pesca.

Así no nos ahogaremos en aguas revueltas.

 

Fragmento de la Canción del dios de la muerte.



Wanda Quiceno

#8157 en Fantasía
#6673 en Joven Adulto

En el texto hay: romance, magia, venganza

Editado: 17.06.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar