Pacto Con Un Vampiro

Capítulo 32|"Cierra los ojos"

No volví a tener noticias de Derek en toda la tarde y estaba preocupadísima, porque ya había llegado la noche y yo aún seguía sin enterarme de nada.

No conseguía dormir. Seguro que ya estaba próxima a la madrugada, pero la preocupación por Derek me mantenía alerta.

Resignándome al insomnio decidí levantarme de la cama y a oscuras caminé en dirección al baño para darme una lavada de cara y despabilarme un poco.

Tenía sueño y al mismo tiempo no. De acuerdo, tal vez sí estaba cansada pero la preocupación no me permitía poder descansar.

Cuando regresé a mi cuarto no fui tan brillante para caminar en la oscuridad, pues acabé tropezando, pero al momento de hacerlo conseguí aferrarme a algo, un algo que misteriosamente lanzó un gemido de dolor.

Grité asustada al enterarme de que no estaba sola, pero al encender la luz comprendí la situación: Hunter estaba allí y él había hecho aquel sonido al yo por accidente sujetar fuertemente su... zona delicada. Supe esto porque el chico tenía ambas manos puestas allí intentando reprimir el dolor.

<<Curioso... al golpearles allí sufren tanto como los humanos.>>

Al verme, Hunter me sujetó fuertemente del brazo y me lanzó a la cama.

ㅡ¿¡Por qué!? ㅡexclamó Reynolds viéndose malhumorado.

ㅡ¡Lo siento! ㅡdije totalmente nerviosa y exaltada.

Él soltó un pesado suspiro mientras hacía una mueca y lucía un poco mejor.ㅡ No importa..., ya está bien.

Parpadeé varias veces analizando lo embarazosa que había resultado la situación. De pronto me encontré a mí misma con las mejillas ardiendo... realmente lo había apretado bastante fuerte, a pesar de lo duro que era... ¡Cielos!

ㅡ¿Qué haces aquí? ㅡpregunté en un suave murmullo. La vergüenza no se iba de mí ser. Al menos eso me hacía olvidar un poco lo que sentía por su último rechazo.

ㅡPues yo...

ㅡ¡Ah!ㅡle interrumpí sintiendo como la pena me abandonaba totalmenteㅡ¿Sera que has venido a espiarme mientras duermo?

ㅡ¿Qué dices?

ㅡNo te hagas el desentendido, ya lo sé ¿Acaso ya me has visto desnuda? ㅡ Mi pregunta lo tomó por sorpresa pues sus ojos se abrieron enormes. No sé de dónde he sacado coraje para hablar tantas estupideces juntas, pero ésta vez le echaré la culpa a la falta de sueño.ㅡVaya, entonces lo has hechoㅡ afirmé al ver que él mantenía su silencio ㅡ¿Qué maldito problema hay contigo? ¿Tienes gustos peculiares o algo así?

ㅡ¡No tengo ningún problema! ㅡespetó él, luciendo algo alteradoㅡTampoco te he visto desnuda, al menos no a propósito, tú eres la que de repente se quita la ropa para dormir ¿por qué lo haces? Imagina que Derek pudiera verte así, o cualquier otro, ¿eh?

ㅡ¿¡Entonces sí me has visto!?

Hunter desvió la mirada y guardó silencio.

ㅡHunter... Dime la verdad.

ㅡNo..., siempre me encargo de cubrirte con las mantas para no ver nadaㅡsu expresión pasó de pronto de ser incómoda a molesta. Dirigió a mí su mirada seria y como si acaso lo hablado anteriormente hubiera quedado olvidada me ordenó:ㅡ Ya duérmete.

ㅡNoㅡ sentencié algo enojadaㅡ ¿Te das cuenta que acabas de admitir que me espías por las noches?

ㅡEso no interesa, ahora ya duérmete. Si no me obedeces por las buenas...

ㅡ¿Será por las malas...?ㅡterminé su fraseㅡ, Hunter, no quiero dormir y además...

ㅡSi acaso estás preocupada por Derek, te avisó que está bien, pero no lo suficiente como para ocuparse de ti esta noche.

Solté un suspiro de alivio al oír aquello.ㅡBien, aun así...

ㅡ¿Aun así no tienes sueño? ㅡterminó él esta vez mi fraseㅡ¿Estás segura de eso? ㅡ preguntó soltando una pequeña risa. Seguro traía malas intenciones,

ㅡAbsolutamente.

ㅡDime una cosa, Abby...ㅡ Hunter se acercó hasta la cama donde me encontraba sentada, y se acercó hasta el punto de quedar demasiado próximo a míㅡ Mis ojos... ¿Te gustan?

Fruncí el entrecejo, intentando disimular lo nerviosa que me ponía.ㅡ ¿Y eso a qué va?

ㅡSólo míralos fijamente y dime...

ㅡ¡No! ㅡgrité moviéndome un poco en la cama, evitando el contacto visualㅡ Ya veo a dónde quieres llevar esto: hipnosis. ¿Hipnosis para hacerme dormir, verdad? ¡No, no y no!

Hunter volvió a acercase y entonces opté por echarme de espaldas a la cama y cubrir con mis brazos mis ojos, pero entonces no conté con que él usaría su fuerza para quitarlos de allí.

ㅡQuedaste sin salida ㅡ se burló él, posicionándose sobre mí. Claro, al menos se preocupó de no apoyar en mí todo su peso. Ya veía escrito en mi lápida "Falleció aplastada por un Vampiro a los diecisiete años".

ㅡSi cierro los ojos no podrás hacerme nada...ㅡ murmuré sintiendo como los latidos de mi corazón se incrementaban cada vez más.



PinkMu

#145 en Joven Adulto
#252 en Fantasía
#207 en Personajes sobrenaturales

En el texto hay: vampiros, hombreslobo

Editado: 12.04.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar